NUESTRA SEÑORA DEL CARMEN. PATRONA, REINA Y SEÑORA DE RUTE.

NUESTRA SEÑORA DEL CARMEN. PATRONA, REINA Y SEÑORA DE RUTE.

Bienvenidos al blog oficial de la Archicofradía de Nuestra Señora del Carmen, Patrona de Rute. Esta página ha sido creada para ser un punto de encuentro de todos los devotos de la Santísima Virgen del Carmen, sempiterna Reina y Señora ruteña. Desde aquí intentaremos recoger todo lo concerniente en torno a nuestra excelsa Patrona y su Archicofradía, así como las actividades de otras instituciones cercanas como el grupo joven de la Archicofradía -'Iuventus Carmeli'- o la comisión pro coronación canónica de Nuestra Señora del Carmen, Patrona de Rute.

Con la ayuda de todos podremos dar a conocer la grandeza de nuestra sagrada Titular, siéndo éste un blog abierto a todo tipo de propuestas y sugerencias.

Sin más:

¡VIVA LA VIRGEN DEL CARMEN! ¡VIVA LA PATRONA DE RUTE! ¡VIVA LA REINA Y SEÑORA! ¡VIVA EL ORGULLO DE NUESTRO PUEBLO! ¡VIVA LA EMPERATRIZ CARMELITANA! ¡VIVA LA MADRE DE DIOS!

miércoles, 30 de noviembre de 2016

Lucero navideño de intenso brillar

Texto: Jesús Manuel Redondo Alba
Imágenes: archivo de la Archicofradía



  Poco a poco, los adornos navideños que parpadean en rejas, árboles y balcones de nuestras calles empiezan a llamar la atención de nuestro sentido visual. Como si quisieran imponer su mandato de atención sobre algo que ya el calendario nos recuerda por sí mismo: la Navidad.

  Son los signos inconfundibles que nos recuerdan la presencia de la navidad terrenal, de esa navidad muchas veces desvirtuada por nosotros mismos como consecuencia del mal uso y significado que de ella hacemos, al desligarla cada vez más del acontecimiento más maravilloso que jamás marcó la historia de la humanidad: la Natividad de Jesús.

  De todas formas, queridos carmelitas, los ruteños tenemos la magna suerte de poder buscar a Jesús y de llegar a Él a través de los brazos de la Madre que lo acoge, que lo muestra, que lo luce y nos lo acerca para que en estas fechas navideñas nuestro corazón se inunde del Espíritu de Dios, y pueda surgir de una vez por todas lo mejor de nosotros. Esa Madre, en Rute, se llama Carmen, y emerge ahora más esplendorosa que nunca desde su santuario (ese idílico ‘portal’ enclavado al final de la calle Toledo desde el cual, todo el año, resplandece de manera imponente ‘ese lucero divino de intenso brillar’).

  Esa luz, Carmen, que ahora desprendes desde tu santuario -y que no es luz, sino la gloria y el brillo de tu Niño Jesús- tiene, como siempre por explicación, la rotunda realidad de la soberana y divina presencia de tu atuendo patronal. Ninguna estrella del firmamento -sólo Tú- tiene la suerte de encontrarse vestida para Navidad con saya y escapulario de terciopelo marrón bordado en oro, pecherín de tul bordado con perlas y mantilla bordada. Tampoco creo que haya muchas estrellas en el Cielo que puedan presumir, como Tú, de llevar puesto para Navidad manto de tisú brocado, rosarios de cristal de roca, corona de plata sobredorada, gargantilla y pendientes de perlas. Por algo, Madre, los ruteños te decimos siempre ‘hermosa luna’ y que, con razón, ‘resplandeces mucho más que el sol’.

  Eso sí: puedes estar orgullosa, querida Carmelita, de las primorosas manos de esos tus hijos de la comisión y grupo de camarería que, guiados por la magia de tu embrujo y ensimismados por la gracia de tu santo escapulario, han conseguido que los ruteños tengamos la venia de contemplarte estos días de diciembre en El Carmen luciendo con ese ‘tan intenso brillar’.

  Gracias Madre, por hacer del Carmen en Navidad, ese ‘belén ruteño’ al que tus hijos podemos dirigirnos para adorar a ese fruto bendito de tu vientre que luces radiante en tus brazos.

  Gracias, Carmen, por hacer de tu pelo -ahora más que nunca en Navidad- esa cadena que conecta la navidad terrenal con la del Cielo, para así poder escapar de la tangibilidad y superficialidad que nos rodea.

  ¡Llévanos de tu mano al Carmen, Madre, y súbenos al Cielo contigo, pues sólo allí se encuentra ubicada la única, eterna y verdadera Navidad: LA DEL NACIMIENTO DE TU HIJO!

  Que así sea…

¡VIVA LA VIRGEN DEL CARMEN!

¡VIVA LA PATRONA DE RUTE!

¡VIVA LA REINA Y SEÑORA!

¡VIVA LA EMPERATRIZ CARMELITANA RUTEÑA!







No hay comentarios: