NUESTRA SEÑORA DEL CARMEN. PATRONA, REINA Y SEÑORA DE RUTE.

NUESTRA SEÑORA DEL CARMEN. PATRONA, REINA Y SEÑORA DE RUTE.

Bienvenidos al blog oficial de la Archicofradía de Nuestra Señora del Carmen, Patrona de Rute. Esta página ha sido creada para ser un punto de encuentro de todos los devotos de la Santísima Virgen del Carmen, sempiterna Reina y Señora ruteña. Desde aquí intentaremos recoger todo lo concerniente en torno a nuestra excelsa Patrona y su Archicofradía, así como las actividades de otras instituciones cercanas como el grupo joven de la Archicofradía -'Iuventus Carmeli'- o la comisión pro coronación canónica de Nuestra Señora del Carmen, Patrona de Rute.

Con la ayuda de todos podremos dar a conocer la grandeza de nuestra sagrada Titular, siéndo éste un blog abierto a todo tipo de propuestas y sugerencias.

Sin más:

¡VIVA LA VIRGEN DEL CARMEN! ¡VIVA LA PATRONA DE RUTE! ¡VIVA LA REINA Y SEÑORA! ¡VIVA EL ORGULLO DE NUESTRO PUEBLO! ¡VIVA LA EMPERATRIZ CARMELITANA! ¡VIVA LA MADRE DE DIOS!

miércoles, 22 de octubre de 2014

LA PATRONA DE RUTE RESUCITÓ EL MES DE AGOSTO EN PLENO OCTUBRE



En un Rosario Vespertino en el cual la Virgen lució sus mejores galas, nuestra Carmelita se trasladó a Santa Catalina, sede del XIV Congreso de Hermandades y Cofradías del Carmen de Andalucía y Badajoz.

Texto y fotografías: Jesús Manuel Redondo Alba

Ntra. Patrona llegando a Santa Catalina
  Apenas podían los ojos de muchos ruteños dar crédito a lo que contemplaban el pasado viernes por la tarde a las puertas del Santuario de Nuestra Patrona.

  Muchas de las personas con las que pude departir antes de que la Reina y Señora de Rute saliera por las puertas de su Santuario me manifestaban estar despertando de un extraordinario sueño; otras me comentaban que alguien con capacidad divina había regalado a nuestro Rute un mini traslado en medio del mes de octubre y otros, por su parte, entre los que me incluyo, pensábamos que María Santísima del Carmen quería insuflar a sus hijos ruteños una bocanada de aire fresco en nuestras vidas, con la que aplacar tanta rectitud, tanta obligación y tanta subrogación a las responsabilidades del día a día en una sociedad tan exigente como la actual.

  Y así fue: llegó esa bocanada de aire fresco en pleno mes de octubre. Justo cuando nuestra Carmelita sobrepasó el dintel de las puertas de su Santuario en medio de la atronadora algarabía de las campanas de la espadaña carmelitana.

  No obstante lo anterior, hemos de apuntillar (para ser más justos), que la bocanada más bien fue en forma de un soplo de aire templado llegado desde el mar de olivar ruteño en el mes de agosto, en tanto en cuanto la temperatura del pasado viernes por la noche hizo lo posible para que todo pareciera un simulacro del traslado de Nuestra Patrona: aunque finalmente acabó convirtiéndose en un apoteósico traslado en el mes de octubre, en el que el pueblo de Rute disfrutó de la Madre de Dios en medio de un gran ambiente de recogimiento y fervor popular.

  Los cantos de los Hermanos de la Aurora, delante de nuestra Patrona, hacían de alfombra roja a nuestra Patrona con sus canciones: unas coplas que sonaban a gloria celestial cuando rebotaban en las paredes de la calle Roldán, para llegar directos a los oídos de Nuestra Madre, que se daba cuenta que, una vez más, Rute estaba con Ella (como no cansamos de repetirnos).

  Vestida de gala de la cabeza a los pies, la Patrona de Rute fue avanzando entre la multitud que la acompañaba hasta la puerta de Santa Catalina, contemplando a su paso las colgaduras y los preciosos reposteros que, para la ocasión, se habían colocado a lo largo del recorrido en una noche de viernes que quedará para la historia de nuestro pueblo como aquella en la que: brillaron las estrellas, olió a nardos, sonó la Aurora y  nuestra Patrona se trasladó a la parroquia de Santa Catalina en sublime Rosario Vespertino…

  Un mes de agosto resucitado en octubre, EN EL QUE RUTE, DE NUEVO, ¡VOLVIÓ A VIBRAR CONTIGO!


¡VIVA VIRGEN DEL CARMEN!

¡VIVA LA PATRONA DE RUTE!

¡VIVA LA MADRE DE DIOS!

¡VIVA SU SANTO ESCAPULARIO!











 




No hay comentarios: