NUESTRA SEÑORA DEL CARMEN. PATRONA, REINA Y SEÑORA DE RUTE.

NUESTRA SEÑORA DEL CARMEN. PATRONA, REINA Y SEÑORA DE RUTE.

Bienvenidos al blog oficial de la Archicofradía de Nuestra Señora del Carmen, Patrona de Rute. Esta página ha sido creada para ser un punto de encuentro de todos los devotos de la Santísima Virgen del Carmen, sempiterna Reina y Señora ruteña. Desde aquí intentaremos recoger todo lo concerniente en torno a nuestra excelsa Patrona y su Archicofradía, así como las actividades de otras instituciones cercanas como el grupo joven de la Archicofradía -'Iuventus Carmeli'- o la comisión pro coronación canónica de Nuestra Señora del Carmen, Patrona de Rute.

Con la ayuda de todos podremos dar a conocer la grandeza de nuestra sagrada Titular, siéndo éste un blog abierto a todo tipo de propuestas y sugerencias.

Sin más:

¡VIVA LA VIRGEN DEL CARMEN! ¡VIVA LA PATRONA DE RUTE! ¡VIVA LA REINA Y SEÑORA! ¡VIVA EL ORGULLO DE NUESTRO PUEBLO! ¡VIVA LA EMPERATRIZ CARMELITANA! ¡VIVA LA MADRE DE DIOS!

jueves, 3 de diciembre de 2015

“Estrellita” de Navidad del Monte Carmelo ruteño



Con este maravilloso frontis se nos presenta la Reina y Señora de Rute, espectacularmente ataviada por el grupo de camarería de la Archicofradía para el Adviento.

Texto: Jesús Manuel Redondo Alba
Imagen: Diego Alba Romero

  Acostumbrados a la dureza y la exigencia propia del cumplimiento de nuestras obligaciones, solemos dejar de manera inconsciente nuestro espíritu cristiano totalmente a la deriva y sometido al implacable temporal del día a día. 


  Sin embargo, para eso está Ella -La Señora, nuestra Madre y Patrona- para descuartizar con un solo haz de luz de su bendita mirada cualquier atisbo de desconsuelo que amenace nuestro ser (y me consta que son cientos de ruteños los que con su testimonio dan buena fe de que esto es así). ¡Ay, si la reja de su Santuario hablara…!

  Ayer, la Señora, me dio la suerte de poder contemplarla entre semana, algo que para los que nos encontramos fuera de nuestro Rute es un placer: algo así como un “delírium trémens” que excita el alma llevándola al éxtasis más desbocado de la satisfacción personal. Os puedo asegurar, queridos carmelitas, que después de contemplar el actual frontis de la Patrona de Rute -dispuesta y ataviada ya para el Adviento- la Navidad ha llegado realmente a nuestro pueblo. 

  ¡Qué suerte disfrutarte como Patrona! ¡Qué gozada que seas para esta villa la luz del camino que nos guía hasta Jesús!

  A partir de ahí, contemplar  la exquisitez de la obra de arte que el grupo de camarería ha realizado sobre tu descomunal impronta, Carmen, me exime y limita de capacidad verbal alguna para piropearte, idolatrarte, ensalzarte y adorarte, pues los dotes sobrenaturales de la belleza que actualmente luces en tu camarín están a todas luces fuera del alcance de cualquier descripción  que se pretenda conformar a base de palabra terrenal alguna. He ahí mi impaciencia y, a la vez, mi satisfacción y orgullo, pues dicha incapacidad no es sino la muestra más fehaciente de que describir el Carmen es difícil porque se trata de describir El Cielo, ese que eternamente estará “guardado en celo por los ejércitos de Dios”.

  Solemne hábito ensalzado por la rectitud de tu presencia, capa bordada en aplicación de tisú a base de plata y oro y mantilla con pose natural al hombro presentando al Mesías recién nacido, estrenando vestido brocado azul y oro y rematado con sedas naturales. ¡Poco más se puede pedir, cuando se trata de describir el Cielo en plena calle Toledo!

  El Señor, con su magia, permitió un día que una “Estrella del Monte Carmelo” naciese en nuestro pueblo para iluminar a los ruteños  en el camino que conduce hasta el Portal. Buena suerte que esa Estrella ha resultado ser para todos nosotros: la luz, el brillo y la Gloria del mismísimo Niño Jesús. 

  Se llama María, se apellida Carmen y, para Gloria nuestra, será por siempre Patrona de Rute.

  Queridos carmelitas: ¡Feliz Adviento!

¡VIVA LA VIRGEN DEL CARMEN!
¡VIVA LA PATRONA DE RUTE!
¡VIVA LA MADRE DE DIOS!
¡VIVA EL HONOR Y EL ORGULLO DE NUESTRO PUEBLO!

No hay comentarios: